Tienda mp3

Lui Lamas: Don

jueves, 16 de abril de 2015

GRABA TU CONCIERTO

Aunque seáis un pequeño grupo de música sin mucho presupuesto, no tenéis que privaros de grabar el sonido de algún bolo que os haya salido y queráis dejarlo inmortalizado o compartirlo con vuestros más fervientes fans.

Lo mejor en cualquier caso, será llevar un técnico de sonido para que sea el encargado de habilitar la mejor configuración y el resultado sea óptimo, pero si no disponéis de él, aquí van algunos trucos de grabación y postproducción bastante sencillos que os permitirán guardar para siempre la actuación.

Esta semana pasada hemos tenido a http://www.labandadejonas.com/es en uno de sus intensos conciertos de pop-rock, llenos de energía y buen rollo desbordado durante 18 canciones.

La banda estaba dispuesta a que el concierto no acabara, por lo que decidieron grabarlo y, en este post y en varios que colgaremos durante el proceso de postproducción nos darán la oportunidad de compartir el trabajo con vosotros.

A lo largo de varias semanas colgaremos desde las conexiones y sistema de grabación hasta corte, montaje y masterización de los temas. Podremos usar cualquier software de edición musical para ello.



1/ PREPARACIÓN.

Lo primero que necesitamos son dos salidas balanceadas de la mezcla desde la mesa para realizar la grabación, algo que el técnico que lleva la mesa no le llevará nada de tiempo dejarlo preparado.
Esta es la manera sencilla, que es lo que abordaremos en el post. Siempre podemos grabar cada entrada por separado desde la mesa y crear tantas pistas como salgan de la mesa.

Usamos evidentemente un ordenador, una tarjeta de sonido con al menos tres entradas de línea y micro, un micro (mejor dinámico), auriculares (no son imprescindibles pero casi, mejor de tipo cerrado) y cables.

La configuración del sistema, no difiere de como estaría montado en un estudio. Los cables XLR de la salida de la mesa a la tarjeta de sonido por las entradas de LÍNEA.

Para grabar el ambiente de la sala colocamos un micro dinámico en la entrada de micrófono de la tarjeta dirigido hacia el público, lejos del escenario para que no recoja mucha música y no acople en un momento dado (hay que ir con cuidado)

Y, asegúrate antes que nada que tu disco duro es capaz de almacenar la duración total del concierto en WAV o AIF, no querrás quedarte a medias.




2/ GRABACIÓN.

Antes de que empiece el concierto, asegúrate que entra bien el sonido desde la mesa a la tarjeta y al ordenador y que tienes bien colocado el micro ambiente para sacarle el máximo partido al público.

Inserta un limitador en cada una de las pista que tengas abierta para grabar y en la de ambiente inserta además un filtro pasa altos a unos 80 hz, impedirá que se cuelen según que sonidos.

Deja las entradas de línea donde está conectada la mesa al mínimo y una vez los músicos vayan empezando y el técnico de la mesa empiece a dar volumen, súbelo al mismo ritmo hasta tener un nivel aceptable. Ten en cuenta que a medida que el concierto avance habrá más ruido de sala y el técnico irá subiendo el volumen de la mezcla, por lo que no lo dejes ni muy bajo, ni al máximo desde el principio. Lo podrás ir regulando.
Inserta en el máster del software de grabación un medidor de volumen RMS y PEAK, así como un analizador de frecuencias, te será práctico ver que está sucediendo con lo que entra a tu DAW.

Ponte los auriculares de vez en cuando para asegurarte que no entra saturado y te engañe el limitador por un volumen excesivo (cuando te los pongas que el volumen esté al mínimo, súbelo lentamente cuando hasta obtener el nivel justo para aislar en lo posible el sonido exterior).




3/ FINALIZA.

Sí, cuando se haya despedido el grupo y el público haya dejado de ovacionar, baja los volúmenes de las entradas de la tarjeta al mínimo y haz un breve escucha a lo largo de distintos puntos del concierto.

Una vez escuchado y potenciómetros a cero, guarda el proyecto y GUÁRDALO dos veces si tienes la posibilidad en dos discos distintos, si no, cuando te sea posible traslada uno de ellos fuera del ordenador.

Te permitirá trabajar en una grabación con la seguridad que tienes una copia del original, además podrás entregar el directo crudo y arreglado.

Al desmontar, coordínate con el técnico de mesa para desconectar las tomas que vienen del mezclador a la tarjeta.


Hasta aquí ya tenemos el concierto grabado, no haría falta hacer más que darle las gracias al técnico de mezcla ya que nos ha dado el trabajo medio hecho, pero como lo que queremos es darle un plus de calidad extra al sonido, vamos a editarlo y masterizarlo.

Tenemos tres pistas y una de ellas es el sonido ambiente que usaremos solo entre tema y tema o como mucho si en algún punto de una canción hay un coro del público emocionante, si no mejor dejarlo fuera de los trozos con música.

Iremos explicando paso a paso como llevamos a cabo el resto del proyecto en las semanas siguientes, montaje y mezcla de pistas, ecualización, compresión, etc. Suscríbete al blog para recibir la info detallada.

Hasta la próxima.


Lluís Lamas.

No hay comentarios:

Publicar un comentario